Redondos y dorados, como una luna en el momento álgido de la cosecha, así son estos pastelitos orientales conocidos como Mooncakes o Pastel de Luna, que celebran el Festival de Medio Otoño, la festividad china más importante tras el Año Nuevo.

Esta delicia, con su corteza finamente decorada y rellenos variados, tiene profundas raíces históricas y simbolismo cultural. Su historia se remonta a más de 2.000 años atrás, a la dinastía Han en China.

mooncake

Las familias mostraban su agradecimiento por las buenas cosechas y hacían sus plegarias para que las futuras fueran fructíferas, parte importante de la celebración era comerlos en compañía de familiares y seres queridos

Te y mooncake

Semillas de Loto, Frijol chino, Pistacho y Snowskim de Matcha fueron los rellenos seleccionados por la chef Joanne Chan y servidos en armonía con dos exquisitos tés escogidos por la especialista Mirian Gómez: Golden Monkey y Lishan durante la merienda para celebrar el festival de medio oriente en el Restaurante Lee en La Castellana, Caracas.

Fotos: @huguito